Cirugía sin sangrado

Somos pioneros en la “cirugía sin sangrado” en esta comunidad, gracias a nuestro bisturí láser de CO2 y electrobisturí de alta frecuencia.

El bisturí láser de CO2 consigue un corte preciso, con coagulación y cauterización de los tejidos, ya que sella los vasos sanguíneos, linfáticos y terminaciones nerviosas, disminuyendo el sangrado, el edema y dolor postquirúrgico, que su mascota agradece en el postoperatorio.

Se utiliza habitualmente en cirugía palpebral, maxilofacial y odontología,  torácica, urinaria, otológica, fistulas perianales, escisión de masas cutáneas, mastectomías, cirugía colorrectal y especialmente en la cirugía del síndrome braquicefálico (cirugía de velo de paladar, estenosis de narinas y tonsilectomías).

Otro de los beneficios reconocidos aplicados a las cirugías oncológicas es la reducción de las recidivas.

El electobisturí de alta frecuencia lo usamos en combinación con bisturí láser para el sellado de vasos sanguíneos de mayor calibre, reduciendo aún más el sangrado quirúrgico.

El bisturí láser reduce las complicaciones quirúrgicas asociadas al sangrado, el edema y el dolor postquirúrgico ya que vaporiza el tejido sin daño térmico periférico y sella vasos sanguíneos, linfáticos y terminaciones nerviosas.

Bisturí laser